Receta del enero 20, 2015

Tiempo de postre con Pudín de vainilla!

No podíamos seguir durante la semana sin que nos deleitáramos con una delicia dulce muy dulce para nuestro paladar. Y aunque hacer un pudín para muchos sea muy sencillo, hay quienes pasan muchos trabajos cocinando hasta un huevo. Para ellos y para todos aquellos a quienes los postres fascinan, va esta receta sencilla.

Lo que vas a necesitar:
1/2 litro de leche
250 g de azúcar
250 g de harina de maíz
1/2 taza de agua
1 yema de huevo
Vainilla en esencia o polvo

Lo primero que debes hacer es tomar un bowl y mezclar allí la harina con el azúcar. Aparte en una olla vas a poner la leche y el agua y la mezcla con el harina y el azúcar que ya habíamos hecho. Lleva esto a fuego medio revolviendo de vez en cuando para evitar que se pegue, esto último es importante hacerlo para garantizar la textura y color. Una vez empiece a hervir, baja el fuego y agrega la vainilla que vas a usar a tu gusto. Ya sea esencia o las vainas de la vainilla, o la que viene en polvo.
Aparte bate la yema de huevo hasta que quede espumosa y agrégala a tu mezcla anterior. Necesitas remover muy bien todo el tiempo hasta que tengas una mezcla homogénea y espesa. Cuando lo logres, ya puedes apagar el fuego y dejar que enfríe un poco. Es hora de poner la mezcla en los moldes que tengas para porción personal, o bien si quieres en una refractaria para luego porcionar. Lleva a la nevera por unas dos a tres horas para que cuaje.
Ya esta listo para servir, y si quieres puedes poner un poco de salsa de chocolate o de frutos rojos encima.